Blogia
Vivir bien es un placer!!

El licopeno y el tomate

El licopeno y el tomate

Los recientes estudios sobre el tomate han descubierto que contiene licopeno, El licopeno es un pigmento vegetal, soluble en grasas, que aporta el color rojo característico a los tomates, sandías y en menor cantidad a otras frutas y verduras y que es el máximo responsable de su beneficiosa influencia en nuestro organismo.. Una de sus funciones es retrasar la oxidación de las células, por lo que es un gran antioxidante.. Pertenece a la familia de los carotenoides como el β-caroteno, sustancias que no sintetiza el cuerpo humano, sino los vegetales y algunos microorganismos, debiéndolo tomar en la alimentación como micronutriente. El código alimentario asignado por la Unión Europea a esta sustancia es E-160d.

Debido a que el cuerpo humano no es capaz de sintetizar licopeno, su aporte es a través de la dieta.  Existen fuentes naturales de licopeno como la sandía, la guayaba y el escaramujo, pero, tal como he comentado,  la fuente más importante es el tomate, así como los productos preparados con el mismo, como las salsas, zumos, sopas, ketchup, tomate frito, pizzas, etc.

El licopeno posee propiedades antioxidantes que se asocian con la protección frente al cáncer de pulmón, próstata y tubo digestivo, así como frente a la degeneración macular, principal causa de ceguera en la gente mayor.

Esta sustancia se libera sobre todo al cocinarse. Por esta razón, quien practica la cocina mediterránea, en donde abundan las salsas de tomate y los sofritos que llevan también una base de tomate se está asegurando un mejor aprovechamiento del licopeno.

El tomate es además un alimento rico en vitaminas C y A. Posee minerales como el hierro, fósforo, calcio, magnesio, zinc, cobre, potasio y sodio. Por todo ello, es un conocido mineralizante y desintoxicante, eliminando gracias a su efecto diurético el ácido úrico.

Otro de los componentes  estrella del tomate son los flavonoides pigmentos que se encargan de mantener la integridad de la pared celular, haciéndola menos frágil y más permeable.

El tomate contiene 20 calorías por 100 gramos lo que le convierte en un gran aliado de dietas y regímenes. Al igual que otras muchas verduras y frutas, el tomate es un antioxidante, rico en vitaminas y minerales que debe estar presente en una dieta sana y equilibrada.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

El de enfrente -

Muy interesante. Habrá que comer más tomate, y más sandia en verano, que además es my fresquita. Y, si no he entendido mal, también es beneficioso cocinar con tomate y "meter la nariz", oi?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres