Blogia
Vivir bien es un placer!!

Bronceado sin sol: Otra alternativa a los baños solares

Seguro que a muchos de vosotros os encanta que vuestro cuerpo tome ese colorcito tan deseado y saludable que deja el sol.

 Sin embargo, no siempre se tiene la posibilidad de detenerse un buen rato a tomar el sol (no todo el mundo tiene vacaciones en esta época del año), o quizá, si el clima no acompaña, tampoco se puede conseguir ese tono dorado que luce tan bonito, o simplemente (como a veces me sucede a mi misma), tomar el sol  puede producir reacciones alérgicas.

 

Hoy en día  existen muchas alternativas para obtener bronceados casi perfectos sin tener que emplear grandes esfuerzos ni tiempo en ello.  Gracias a los nuevos métodos existentes en el mercado no hay porqué renunciar al buen tono en la piel.

 

 Las principales ventajas del bronceado sin sol son que consume menos tiempo, no tiene horarios y se puede realizar en el propio hogar, permitiendo lograr un bronceado parejo, cosa que a veces puede ser difícil con el bronceado natural. Además el bronceado sin sol nos permite obtener justo el color (o casi) que deseamos sin problemas.

 

Algunas de las opciones más comunes son:

 

 Camas solares o cabinas de rayos UVA: es uno de los medios todavía frecuentemente utilizado por un gran número de personas. Se trata de unas camas o cabinas con pantallas que emiten una radiación similar a la del sol, produciendo el color en la piel. La nueva clasificación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) las ha incluido dentro del grupo I de carcinógenos humanos (la primera categoría en riesgo de producir cáncer) por lo que no son muy recomendables. O a lo sumo, esporádicamente.

 

Pastillas bronceadoras: Empiezan a ser conocidas como "nutricosméticos solares". Suelen contener compuestos a base de como carotenoides que fomentan la pigmentación de la piel al reaccionar con los rayos UVA.  Los carotenoides son pigmentos orgánicos  responsables de la gran mayoría de los colores amarillos, anaranjados, rosas o rojos presentes en los vegetales y también en la coloración de algunos animales, especialmente en pájaros (plumas amarillas, naranjas, rosas y rojas) peces (salmón y peces de colores).

 

Los caretonoides consumidos en grandes cantidades pueden ser perjudiciales, por lo que es aconsejable consultar con un especialista de la salud o médico antes de tomarlos. Como curiosidad y para vuestra información, también se suelen utilizan como colorantes alimentarios (E-160).

 

Algunos de estos compuestos también contienen complejos vitamínicos antioxidantes (C y E) y minerales como el selenio o coenzima Q-10, todos ellos protectores de la piel desde el interior.

 

Cremas y lociones autobronceadoras:  Hay de varios tipos, texturas, formatos y precios, lo cual también dará como resultado un bronceado más o menos natural. Este sector ha evolucionado muchísimo en los últimos años. (Creo que le voy a dedicar un post a ello).

 

Cada vez se pueden obtener resultados más naturales y duraderos, aunque también pueden algunos efectos desagradables: si se aplican mal, pueden quedar manchas o pegotes en la piel y entre los dedos o la palma de la mano.

 

Otra de los aspectos desagradables de los autobronceadores es su penetrante y característico olor. (A pesar de ello, yo suelo tirar bastante de  autobronceadores, sobre todo en  piernas y brazos ya que tengo la piel muy blanca, me cuesta mucho broncearme y además evito el sol.) Algunos de mis autobronceadores favoritos son los de HELENA RUBINSTEIN, DIOR, CLARINS,  AVENE, l'OREAL, DOVE (los he ordenado por precio de mayor a menor) y las toallitas de Comodynes y de La Roche Posay (por lo prácticas que son).

 

En la formulación de los autobronceadores suele estar presente una sustancia denominada DHA (Dihidroxiacetona) proveniente de la caña de azúcar que genera una reacción natural e inmediata de bronceado al entrar en contacto con las proteínas de la piel.  El DHA Es un principio activo 100 % natural y totalmente inocuo. Lo que varía de una marca a otra es el porcentaje de DHA que hay en su composición.  Además de DHA, algunos autobronceadores contienen eritrulosa, una sustancia similar que también colorea las capas externas de la piel.

 

 Autobronceantes con pulverizadores: Es un sistema que se ofrece en centros de bronceado. Se usa un aerógrafo o pulverizador para rociar a la persona con la misma sustancia que contienen las cremas bronceadoras con DHA o caña de azúcar.  La parte positiva de este sistema es que el bronceado suele quedar uniforme y en algunos centros utilizan lociones inodoras (que es de agradecer). La parte negativa suele ser su precio y que no todos los centros de belleza ofrecen esta opción.

 

Como podéis ver las alternativas son muchas y muy variadas. Si os apetece, ya hablaré más detalladamente de ellas en otros posts.


¿Cual es vuestra opinión sobre el bronceado sin sol? ¿Lo habéis probado alguna vez? Estaré encantada de leer vuestros comentarios.


 

 

Besos desde mi blog!!!


También podéis seguirme a través de facebook

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres